English
SERVICIOS TURISTICOS
Articulo 4
Hoteles Europa
Hoteles USA & Canadá
Hoteles Asia
Hoteles Latinoamerica
HONDURAS
Artículo 1
Articulos
Copán Ruinas
Orlando en Sueños

 
SERVICIOS TURISTICOS


Articulos

CONSEJOS PARA HACER MALETAS

Una de las tareas más engorrosas para viajero es hacer la maleta. Se debe tener cuidado para llevar todo lo indispensable, pero no pasarse de un límite aceptable de carga. Porque si se lleva un exceso de equipaje, el paso por aeropuertos y hoteles puede hacerse pesadilla.






LA INFORMACIÓN INDISPENSABLE
Primero, hay que definir el contenido de las maletas en función del viaje que realizaremos. Un viaje de negocios es diferente que uno de placer y que una visita a familiares.

Cuando viajamos por negocios, lo primero que debemos tener en mente, son nuestras herramientas de trabajo. Agenda, calculadora de bolsillo, lapiceros, la lista puede ser larga. Pero lo más importante es la información que llevaremos sobre nuestros negocios: nombres, emails, teléfonos, direcciones e información de nuestros productos o servicios. Es buena idea llevar la infomación tanto por medios analógicos (agenda de papel) como electrónicos (palm, laptop). Así, en caso de pérdida temporal o definitiva de alguno de estos elementos, tendremos un respaldo. Como precaución extra, es bueno tener la misma información la web, para lo cual es suficiente algún archivo enviado como adjunto a nuestro correo electrónico.

Un viaje por placer también genera información importante, como las direcciones y teléfonos de hoteles u operadores de turismo, que también es recomendable duplicar en varias maletas, ya que recuperar la información en el caso de pérdida puede ser un calvario.

Cuando vamos a visitar a la familia, lo que debemos asegurar es que alguien esté en casa cuando lleguemos, o si existe la posibilidad de que vayan por nosotros al aeropuerto o estación de bus si no viajamos en nuestro vehículo. Las “llegadas sorpresa” no son recomendables en viajes largos, es mejor siempre ponernos de acuerdo antes.

LOS EFECTOS PERSONALES
Los efectos personales son todos aquellos utensilios y sustancias que nos sirven para nuestro aseo y arreglo personal. Hay que establecer prioridades y evitar cargar con utensilios innecesarios que aumentan carga y quitan espacio a lo realmente imprescindible.

En primera fila pondremos los artículos relacionados con el aseo personal. Jabón de tocador, desodorante, papel higiénico, cepillo y dentífrico es lo indispensable, y con ello podremos seguir siendo las personas aseadas y pulcras que somos en nuestro hábitat natural. En caso de necesitar un shampoo especial, debemos llevarlo sin falta. Con esto podremos sobrevivir.

Después están los artículos que nos ayudan en el arreglo personal. Aquí podemos listar elementos como perfume, peine, fijador de pelo, talco para pies, cortauñas, rasuradora. Con esto ya podemos mirarnos decentes para salir a nuestro itinerario de trabajo o paseo en nuestro viaje. Las mujeres pueden agregar sus cosméticos como el pintalabios y las sombras.

Por último están todos aquellos artículos como cremas faciales y tratamientos de belleza. Lo mejor es no cargar con ellos, porque cada cosa que agregamos a la maleta es peso extra que si no es imprescindible, sólo estorba. En caso de tener una piel sensible y necesitar realmente de tratamientos para la piel no debemos dudar en llevarlos. Pero si vamos a llevar a un viaje largo todo un arsenal de tratamientos de belleza que bien podríamos hacer antes o después del viaje, no estamos actuando con sensatez.

Como se habrá podido notar, las prioridades son: higiene, arreglo personal y cosméticos.

LA ROPA Y ZAPATOS
Uno de los errores más comunes que todos cometemos es llevar más carga de la que necesitamos. Una vez más, la ropa y zapatos que llevemos están condicionados al tipo de viaje que hagamos. Ir a otro país no quiere decir que cambiemos nuestra manera normal de vestirnos y arreglarnos. Pero es bueno establecer varios posibles escenarios.

Es bueno llevar de 4 a 5 mudas de ropa para un viaje de dos semanas. Al llegar a nuestro destino hay que verificar que contemos con servicio de lavandería, o al menos agua por si a nosotros mismos nos toca el lavado de nuestra ropa. Llevar también una muda más de ropa interior. Si vamos a un destino de playa no olvidar nuestras zapatillas para el agua y nuestro traje de baño. El traje de baño siempre es recomendable llevarlo a cualquier lado, alguna piscina siempre se nos puede atravesar.

Por ejemplo, aunque nosotros vayamos solamente a disfrutar del sol y la playa con nuestra pareja, es bueno llevar un vestido o traje formal. Puede que en el camino nos hagamos de amistades que nos inviten a una cena, o que hasta terminemos participando en una fiesta imprevisible en donde nos alojemos. Pero ojo, solamente uno, que no es que vayamos a estar de fiesta de gala todos los días.

No es recomendable estrenar zapatos para un viaje, porque se suele caminar más que de costumbre y esto nos puede traer problemas en el camino. Llevar dos pares de zapatos (incluido el que llevamos puesto), unos cómodos para caminar y unos formales, es lo más recomendable.

Si somos de las personas que acostumbran comprar ropa en los viajes, se debe tener en cuenta a la hora de hacer la maleta, y tener en cuenta el espacio que ocupan, para no vernos forzados a comprar más maletas.

LA MALETA
Finalmente llegamos a la maleta que utilizaremos. Hay variedad de opciones para escoger y tenemos que asegurarnos de tomar la que más se adecue a nuestras necesidades. Para viajes en ciudades y centros urbanos (aunque estén en la playa), es bueno comprar de esas maletas duras que tienen rodos, porque así nos evitaremos de cargar, lo cual a veces puede ser muy cansado. Siempre calcular un 25% más de lo que llevaremos de carga, por si traemos artículos de nuestro viaje. Hay que mantener el equilibrio en el tamaño, ni muy grande ni muy pequeño.

Si nuestro viaje va a ser de turismo rural o de deportes al aire libre, una mochila de buena construcción nos será más que suficiente. La preferiremos a una maleta de rodos, puesto que es posible que no nos encontremos con calles adecuadas para ese tipo de maletas.

RECOMENDACIONES FINALES
A la hora de hacer maletas, la naturalidad es lo que debe prevalecer. No pretender ser alguien que no somos, ni llevar carga extra que nos agobie y arruine el camino. Pensar que es posible que nos toque vagar durante horas en un aeropuerto por un retraso en los vuelos, pensar en que no andemos de buena suerte y nos perdamos en el camino, etc. No es de ser fatalista, pero es bueno andar lo más ligero posible, sin llegar a extremos.

Y sobre todo, disfrutar de nuestro viaje, desde su preparación.



Envié esta página a un amigo
 Versión  amigable  para imprimir

Subir